La compra de saldo  tarda de dos a tres días hasta que empieza a generar rendimientos.